$128,68

18 cuotas de $14,93
Ver medios de pago
Descripción

El Aduki es una legumbre con propiedades depurativas que ayuda a limpiar nuestro organismo a la vez que lo nutre y lo cuida. De origen oriental,  su grano es rojo y corto, de gran valor como nutriente. Además de ser de rico sabor y muy versátil, es un buen ejemplo de alimento-medicina. Los orientales conocen desde antaño su efecto benéfico sobre los riñones. Es uno de los remedios de la medicina Oriental en caso de riñones debilitados o contraídos.


Los porotos son una fuente de proteínas y nutrientes muy completa, muy importantes en nuestra dieta por su gran versatilidad en sus modos de preparación y por sus propiedades nutricionales.
Tienen un alto contenido de fibra y vitaminas como B12, B6 y vitamina A y son especialmente ricos en vitamina C. También nos aportan minerales fundamentales para la salud como zinc, potasio y hierro.
Aportan carbohidratos complejos, que ayudan a mantener estables los niveles de azúcar en sangre; además tienen altísimos niveles de hierro y de ácido fólico, por lo que son especialmente útiles para ser consumidos en caso de anemia.


Lo destacable en macronutrientes de las judías es su contenido proteico: 100g de las mismas nos aportan entre el 30 y el 50% de las necesidades diarias de proteínas. Esta proporción es bastante elevada, incluso supera algunos productos de origen animal en lo que a cantidad se refiere, pero recordemos que la variedad en aminoácidos de la carne roja es demasiado difícil de superar.


Es importante saber que cuando los acompañamos con algún cereal se potencia y enriquecen la calidad de las proteínas que aporta los porotos.

Son un alimento ventajoso para los vegetarianos por su agradable sabor.
Se puede comer en guisos, sopas, ensaladas y algo importante se puede combinar perfectamente con arroz integral.
El Aduki se puede consumir una o dos veces por semana en guisos, sopas, ensaladas y algo importante se puede combinar perfectamente con arroz integral. Recordando que la legumbre no supere el 50% del volumen del cereal; dicho de otro modo, cuidar que las combinaciones tengan aproximadamente 1/3 de legumbre y 2/3 de cereal.